Tu privacidad nos importa tanto como a ti. No paramos de buscar la forma de que tú decidas lo que compartes. Hoy lanzamos los controles de privacidad recién diseñados, un gran logro fruto de nuestro esfuerzo continuo. No vemos el momento en que los pruebes y, por supuesto, tu configuración actual no se pierde con el nuevo diseño. Simplemente son más sencillos y claros de usar.

El nuevo diseño simplifica la privacidad de Strava en dos aspectos: “Dónde apareces” y “Quién puede verte”. Hemos trabajado con deportistas de todo el mundo como tú para saber cómo quieren controlar lo que comparten, y la mayoría han pedido que sea más clara la forma en que aparecen en Strava y que se pueda personalizar.

Por ejemplo, puede que quieras que tu perfil sea completamente público, pero los detalles de tus actividades solo los puedan ver tus seguidores, ya sea porque eres una persona reservada o porque intentas mantener en secreto el nivel de tu rendimiento, lo entendemos todo. O quieres pasar desapercibido, pero luego demostrar de lo que eres capaz en las salidas con el grupo o los días de carrera, lo cual es comprensible también. También puede pasar que quieres vivir una experiencia más privada y utilizar Strava en «modo solitario» como en la vida misma. No hay ningún problema. Los controles actualizados simplemente ponen de manifiesto que todos los deportistas son diferentes y que ofrecen más opciones para mostrarse en Strava.

También hemos empleado tiempo en mejorar las descripciones de los controles para que tengas claro lo que vas a compartir. Y si tienes más preguntas, échale un vistazo a los Artículos de soporte técnico actualizados, donde encontrarás las explicaciones detalladas de cada opción.

Cuando tengas un rato, comprueba tus Controles de privacidad y asegúrate de que están configurados según tus preferencias. Para nosotros es muy importante que tú puedas decidir qué compartes, cuándo y con quién lo haces. Los nuevos Controles de privacidad son otro gran paso para conseguirlo. Y ya estamos impacientes por seguir mejorándolos a medida que crecemos.