Ve el panorama general de tu progreso

Independientemente de a qué experto o entrenador consultes sobre entrenamiento, siempre hay una apreciación en común: el entrenamiento nunca será lineal. Es un ciclo que mengua y fluye mientras tu condición física mejora con el entrenamiento y luego empeora a medida que la vida y las lesiones comienzan a interferir. Cuando te encuentras en dichos picos o mesetas, es muy difícil tomarse un momento para ver el panorama general. Puedes llegar a pasar tantos meses entrenando y haciendo grandes esfuerzos que terminas perdiendo la cuenta. Incluso de esa manera no sabes con certeza si tanto trabajo está contribuyendo a tu progreso. Y si ese fuera el caso, ¿cuánto?

La condición física solía ser un misterio. Ahora es un número.

La función Fitness de Summit monitorea cuánto estás mejorando día a día. Puedes ver cuál fue tu progreso en general y dónde te encuentras en tu ciclo de entrenamiento, independientemente de que estés en un pico, una meseta o recuperación. La función asigna una puntuación a tu condición física actual y la compara con la condición física de tu mes, tres meses, seis meses, año y dos años anteriores. Por lo tanto, es muy fácil ver cómo se están acumulando tus entrenamientos.

¿Cómo funciona?

Ya podías reconocer la trayectoria de tu tendencia de Fitness con una función web de Summit llamada "Fitness & Freshness". Ahora llevamos a tu teléfono la porción de Fitness para que puedas usarla cuando quieras y donde quieras.

La función Fitness usa datos de tu monitor de ritmo cardíaco, tu medidor de potencia o nuestra nueva herramienta Esfuerzo Percibido, que mide cuán intensas se sienten tus actividades. Luego, esta tiene en cuenta la duración de tu entrenamiento para asignar una puntuación de Esfuerzo Relativo a la actividad. Fitness traza esos datos en el tiempo para mostrar la acumulación de tu entrenamiento. De esta manera, Fitness puede capturar tanto el desarrollo de la condición física cuando llevas un buen ritmo como la pérdida de esta cuando decides tomarte un descanso de tu entrenamiento.

No siempre se trata de aumentar tu puntuación Fitness.

"Ya he trabajado con deportistas que entrenaron de más. Siempre sucede de manera gradual y luego, antes de darse cuenta, el problema los supera. Usar Fitness y Esfuerzo Relativo en conjunto ayudará a que un deportista note con anticipación que está entrenando de más", explica la doctora Megan Roche, una científica, entrenadora y ultramaratonista de Team USA.

Está en lo correcto. A veces se entrena de más sin que los deportistas noten las señales de advertencia. Puede sucederte sigilosamente hasta que, de repente, te sientes completamente sin energía; incluso en los días más tranquilos. Sin embargo, usar Esfuerzo Relativo junto a Fitness puede ayudarte a notar si tus cargas de entrenamiento han sido superiores a las habituales durante las últimas semanas. Esfuerzo Relativo te indicará cómo contrastan ciertos entrenamientos con tu rango usual en términos de intensidad. Luego, Fitness mostrará cómo se fueron acumulando todos tus entrenamientos durante meses enteros. Si tu tendencia de Fitness se dispara hacia arriba y hacia la derecha, y tus Esfuerzos Relativos resultan consistentemente mayores que las semanas anteriores, es una buena idea considerar tomarse un día de recuperación.

Como no todos tenemos como contacto a la doctora Roche, la combinación de Esfuerzo Relativo y Fitness puede ayudarte a saber cuándo es necesario tomarte una semana de descanso para evitar encaminarte al rojo de peligro.

Si tuviste una semana intensa, tus gráficos de Esfuerzo Relativo y Fitness pueden verse de la siguiente manera:

Si obtienes más de un par de estos de manera consecutiva, definitivamente es momento de que consideres tomarte un tiempo de recuperación.

Por otro lado, si te encuentras en un momento de poca intensidad, tus gráficos lucirán de una manera más similar a esta:

Estas semanas son excelentes para darle un descanso a tu cuerpo. Sin embargo, tal como muestra este gráfico de Fitness, tomarse un descanso sin esforzarse luego no te ayudará a mejorar tu condición física.

¿No tienes datos de ritmo cardíaco?

No te preocupes. Esfuerzo Percibido puede reemplazar a un monitor de ritmo cardíaco para monitorear cuán intensos se sienten tus esfuerzos. Por lo tanto, incluso en esos días donde no cuentas con datos de ritmo cardíaco, la función Fitness podrá analizar y graficar tu entrenamiento de todas formas. Esfuerzo Percibido también agrega valor a tu entrenamiento al animarte a estar más pendiente de tu cuerpo y no depender siempre de datos externos para medir cómo te sientes.

"A muchos deportistas les cuesta mucho cuantificar cuán intensos se sienten sus entrenamientos, por lo que la herramienta Esfuerzo Percibido puede ayudar a comprender su progreso y evaluar cómo repercute en su cuerpo", explica la doctora Megan Roche.

Puedes agregar Esfuerzo Percibido a tus entrenamientos al editar o guardar una actividad, y elegir si deseas usar esto o tus datos de ritmo cardíaco para nutrir funciones como Esfuerzo Relativo y Fitness. Además, si eres ciclista, puedes usar Fitness con los datos proporcionados por un medidor de potencia sobre tu manubrio.

La trinidad de funciones Fitness, Esfuerzo Relativo y Esfuerzo Percibido se retroalimenta para proporcionar un panorama general y completo de tu desempeño al entrenar. Esfuerzo Percibido te brinda una manera de medir cuán intensos se sienten tus esfuerzos sin usar un monitor de ritmo cardíaco o medidor de potencia. Puedes ver si estás esforzándote demasiado o insuficientemente semana tras semana al consultar Esfuerzo Relativo y luego alejarse para comprender cómo se está acumulando tu entrenamiento con Fitness.

Estas funciones operan en conjunto para descubrir con precisión cuál es tu desempeño, tanto a corto como a largo plazo. Por lo tanto, puedes estar pendiente del progreso de tu condición física, independientemente de en qué parte del trayecto te encuentres. Puedes comenzar a monitorear tu mejora ahora mismo con una prueba gratis de Summit de 30 días.